Páginas vistas en total

jueves, 4 de abril de 2013

¿Por qué nos quedamos?


El día de Pascua me llama por teléfono un primo mío y me dice (rigurosamente en piamontés): "Fate nen masè, pitost ven via" (No consientas que te maten, así que vente para acá).

Yo le respondo que todo estaba tranquilo, aunque no lo estaba...

Cuando un país está en una situación como Centro África, todo puede suceder. La rebelión ha conquistado una ciudad después de otra y, sin lugar a dudas, se ha repetido el estrago de los saqueos y de la destrucción..

Cuando hay una agitación, los primeros que escapan son las autoridades civiles y las militares... Los mismos que hasta ayer se hacían los prepotentes y fanfarrones con  los débiles, hoy se hacen pequeños e invisibles...

También los médicos, los enfermeros, los docentes... en breve la ciudad quedó desguarnecida.

Un silencio irreal, y todos en espera de lo peor... Todo rumor es sospechoso... una moto mete miedo, un perro que ladra... ¿qué será? Circulan la noticias... los rebeldes están aquí, están allí; han hecho esto y lo otro... Buscan al P. Aurelio, buscan el coche...

Después comienzan los disparos. El corazón empieza a latir descontrolado, dolor de estómago, dolor de vientre... es como si el cuerpo cediese al miedo, mientras la cabeza intenta razonar... aunque no siempre se consigue...

Y cuando la situación se hace más difícil, cuando te das cuentas de estar entre las pocas "personalidades" que han quedado... te preguntas por qué...

Porque la gente tiene necesidad de un Padre, de una Madre, de una Hermana. Aunque no hagas nada, ya el solo hecho de estar, da esperanza y ayuda. Es como estar junto a un enfermo, o un niño que duerme. Sabe que estás. Y tu presencia es también la señal de otra Presencia...

Porque sabes que si te vas, lo que has construido en tantos años corre el peligro de ser destruido: escuelas, hospitales, cooperativas agrícolas, la Caja de  Ahorro... Todo puede ser destruido en poco tiempo. Y temes que ya no habrá más ánimo y medios para comenzar de nuevo.. Y no te importa tanto porque lo has hecho tú, sino porque en todo esto está el trabajo hecho con la gente, la educación y la formación que ves crecer muy lentamente, y que corre el peligro de quedar bloqueada definitivamente...

Porque sabes que Él está siempre a tu lado, también cuando la barca parece estar a punto de hundirse...

Porque de vez en cuando llega un hombre, llega una mujer, que te dice: ¡Gracias por quedarte! O un niño, que ha podido ir a tu escuela y, a pesar de todo, te mira y te sonríe...

Y entonces tú, a pesar del miedo, del dolor de vientre, las noches medio pasadas en blanco, entiendes que has estado haciendo algo hermoso e importante: ¡estás ofreciendo la caricia del Nazareno a cuantos más la necesitan!
¿Valor? Un poco, pero lleno de mucho miedo. ¡Pero también de la Presencia de Alguien que no nos abandona nunca!




Aquí ... Caisse d'Epargne y el crédito del Ndim (160 km Bozoum) que abrió el año pasado, que fue saqueada por los rebeldes ...

afortunadamente ... no podían vaciar la caja, que estaba vacío ...













 y aquí estamos Bozoum el día de Pascua.

Ayer reabrir las escuelas .... sino que también es la resurrección ...





No hay comentarios:

Publicar un comentario