Páginas vistas en total

viernes, 15 de diciembre de 2017

Vueltas



Scorci di Yaounde


Vueltas
El tiempo pasa, día tras día.
El sábado pasado salí de la capital de Camerún, Yaundé, para ir a Douala, ciudad al lado del mar o, mejor, en la desembocadura del río. Fui en autocar, más cómodo, aunque, de cualquier modo, solo sea para recorrer 250 kilómetros, tardamos cuatro horas y media.
El domingo por la mañana pasé a saludar a la comunidad de hermanas de la Misericordia de Douala, luego me fui al aeropuerto y hacia las 13 horas salí para Bangui.
Aquí pasé a saludar rápidamente a algunos amigos, y también para ver el espléndido trabajo de preparación para la fabricación de ladrillos de tierra, que comenzará (espero) en enero.
El lunes por la mañana a las 6'30 estaba en el aeropuerto, y la espera se hace larga. Tendría que marchar a Bouar con un vuelo de la MINUSCA (los Cascos Azules), pero, en lugar de salir a las 11, el avión salió hacia las 13'430. El avión era un Antonov ruso, como el equipaje y los carteles de dentro del avión.
A las 4'30 estaba en Bouar, y conseguí volver a salir hacia las 17'00 horas, después de haber recuperado a Alberto, que iba a Bozoum por una semana como dentista para reabrir el a Estudio que tenemos.
En estos sigue el regreso de refugiados a Bocaranga. Después de casi más de dos meses muchas familias han decidido volver a casa. Será duro (muchos tendrán que reconstruir las casa), pero siempre es mejor que vivir lejos.
Intentaremos seguir ayudándoles también allí.





Bangui

cantiere per la fabbricazione dei mattoni
le chantier pour la fabrication des briques


Arrivo a Bouar

Alberto, il dentista, all'opera





No hay comentarios:

Publicar un comentario