Páginas vistas en total

miércoles, 26 de octubre de 2016

Hermosa iglesia, bonita iglesia!





Hermosa iglesia, bonita iglesia!
El domingo vivimos un acontecimiento importante: La inauguración de la iglesia de Bozoum.
Después de unos diez meses de trabajo... la iglesia está dispuesta. Y es una maravilla.
La parte nueva, luminosa y bien aireada, se presenta llena de luz y de colores. La forma (dos semicírculos de 10 metros de radio, a los lados del altar) recuerda el abrazo de Dios, en los sacramentos, en la palabra, en la oración y en el encuentro con los hermanos y hermanas.
Dos artistas centroafricanos( Charlemagne y Alexis) han enriquecido el presbiterio con una visión original del Juicio Universal. Por un lado, los condenados, sin vista (casi para recordarnos que, cuando nosotros abandonamos a Dios, perdemos nuestra humanidad... ), por el otro, los santos, con la vista apenas indicado, pero luminoso.
A los dos lados se encuentran los apóstoles, y la inscripción "UNAM, SANCTAM, CATHOLICAM ET APOSTOLICAM" (Una, Santa, Católica y Apostólica) llama la atención a las características de la Iglesia. Las 26 vidrieras de extraordinarios colores son un himno a la Luz. Y recordamos que nuestra vida, iluminada por Dios refleja vida y color. En el centro está la cruz, hecha con hierros encontrados en los cimientos de la iglesia: un recuerdo para quien la construyó hace ya más de 60 años... Sustituían la que había sido puesta de hierro y hormigón, que estaba hecho cortando bidones de hierro: pobreza, sencillez y capacidad de encontrar en cualquier parte soluciones.
Meses de trabajo, y ni siquiera un accidente, a pesar de la precariedad de los medios. Verdaderamente la mano protectora de Dios no nos ha abandonado ni por un momento.
Un gran trabajo, logrado gracias a la solidaridad y a la fe de mucha gente en todo el mundo ( con Propaganda Fide y la Ayuda de la Iglesia que sufre y otras personas particulares), pero también gracias al trabajo y a la implicación de los cristianos de Bozoum. Ha sido hermoso, en los meses pasados y aún más los domingos, ver el orgullo de tener una hermosa iglesia.
Hemos querido que fuera bella, porque la belleza habla de Dios; es uno de sus nombres y una de sus manifestaciones
Hemos querido que fuera bella, porque todo hombre y toda mujer merece vivir, rezar y celebrar las funciones religiosas en un lugar bello.
Hemos querido que fuera bella, porque para Dios no hay nada suficiente bello.
Y nada es bastante bello para el hombre.
El domingo nos reunimos mucha gente. Ya una hora antes, la iglesia estaba llena. Muchos: de los poblados y de la ciudad. Niños, jóvenes y adultos. Enfermos y sanos, Madres y padres. Pobres, movimientos y todos.
Para la ocasión el obispo (anciano y enfermo) mandó a su vicario general el sacerdote Mirek, que presidió la misa. También estuvo el secretario de la Nunciatura (actualmente no es Nuncio-Embajador de Vaticano en Centro África). También se encontraban muchos hermanos de hábito de todas nuestras comunidades.
La celebración fue bellísima: muchos cantos, danzas, pero también mucha oración. Duró tres horas. Y el ofertorio... 40 minutos. Todos quisimos llevar algo para la iglesia y para los pobres.
Hermosa iglesia y bonita iglesia.
El lunes por la mañana salí a las 4'30 para Bouar, donde tenía algunas reuniones. Desgraciadamente la situación de país es aún frágil. En la zona norte de la diócesis hay miles de refugiados, mientras el mismo día en Bangui hay manifestaciones contra los Cascos Azules, que degeneraron y después de una mañana de tiros y violencia, dejamos al menos cinco muertos...
El martes salí de nuevo a las 4'30, y esperamos llegar a Bangui y gracias a Dios la situación se ha calmado y llegamos sin problema...
Y ahora estoy de viaje para Italia, por un período de descanso... y no solo.
Aquí está el link en la edición especial del periódico de Bozoum:















No hay comentarios:

Publicar un comentario