Páginas vistas en total

domingo, 2 de agosto de 2015

Pocas cosas, pero muy densas.



Gauthier, fiero del suo certificato elettorale
Gauthier, avec son certificat electoral
Pocas cosas, pero muy densas.
En estos días en todo el país se está desarrollando un tipo de censo, o sea la inscripción en el censo electoral para poder votar en octubre.
Se alternan momentos de esperanza y problemas de pagar el personal, cuestiones de simple organización y falta de carreteras para llegar a los centros donde apuntarse, expectativa y resignación.
Se observa una cierta lentitud para ir a inscribirse, debido, probablemente, a la falta de confianza en que la política pueda realmente cambiar las cosas. Desafortunadamente, a menudo se presentan en las elecciones las mismas personas que desde hace mucho tiempo logran mantenerse a flote y enriquecerse, sin coherencia y sin ninguna preocupación por el bien común. Y no solamente en la República Centroafricana!
En estos días nos visita padre Davide Sollami con tres periodistas, dos de TV2000 y uno de TeleRadioPace, venidos a realizar unos reportajes para preparar la visita del Papa al país en los próximos días 29 y 30 de noviembre.
Con ellos visitamos algunas de las actividades de la misión: vemos los arrozales, pasamos por las oficinas electorales, saludamos a las mujeres musulmanas que se han quedado en Bozoum, a las que asistimos con pequeñas ayudas materiales.
El lunes llegó finalmente el gran día en que Hyppolite viaje a Italia. Yo había pedido a una ONG "humanitaria" holandesa que reservara una plaza en el avión "humanitario" que vuela de Bozoum a Bangui, la capital; pero se negaron a hacerlo.
Así que el lunes Hyppolite, acompañado por su madre y padre Enrico, viajó para Bangui. Las carreteras son muy malas, especialmente los primeros 87 kms; sin embargo, al caer de la noche, después de nueve horas de viaje, llegó a Bangui y por la tarde del martes pudo coger el vuelo Air France. El miércoles ya aterrizó en Génova, donde le esperaban personas amigas, en especial una familia de Savona que le va a recibir en su casa: mamá Emmanuela y papá Fiorenzo con Daniele, Alessandra y Marta. Por la tarde lo reconoció un médico amigo, el doctor Anselmo. De esta forma comienza su aventura en Italia.






Hyppolite con sua mamma, in partenza da Bozoum
Hyppolite avec sa maman, au départ de Bozoum


le risaie
la rizière

il pollaio quasi finito
les travaux du poulailler sont presque terminés




No hay comentarios:

Publicar un comentario